Porque el mundo es bonito, hasta vomitar.

20 mayo 2008

Solidaridades varias

No escondo que el “tomateo” de la publicidad me va. Es un mundo que siempre me ha llamado la atención, y que yo veo como espejo del absurdo de la sociedad que formamos.

En el fondo, una risa gamberra se esconde detrás de mis resoplidos de estupor ante cualquier petición de retirada de un anuncio por sexista, xenófobo, explícito, o vete a saber que otra tontería.

No se si me apena o me hace gracia ver lo estúpida y ñoña que es mucha gente con el tema de la publicidad. Supongo que un poco de ambas.
Hace poco comentaba en casa que me gustaba el cambio de estilo que ha hecho AXE. No me gustaban sus anuncios que relacionaban su producto con el éxito sexual, pero mas por ridículos que por sexistas. Simplemente no me identificaba con la marca y dejé de usarlos (eso y que tenían mas alcohol en su interior que Ernesto de Hannover). Pero la nueva línea me parece simpática.


He aquí un tipo que sabe divertirse

Lo que me empuja hoy a hablar de publicidad es esto. Louis Vuitton denuncia a unos publicistas. Es decir esta vez es al revés… La marca denuncia un anuncio. No se si es justificado o no. Creo que “tener una imagen” que se convierte en “idea” o concepto, la deja en manos del pueblo (¿suena demasiado Chavista?). Louis, amigo… ¿No sería mas inteligente no decir nada y aceptar (con cierta alegría) que tu marca se identifica con pijerío y calidad? Es decir, la imagen no te acusa a ti. Simplemente quiere transmitir una idea.

La denuncia de verdad tendría que ponerla el nuevo mayordomo de Tenn, que claramente sufre acoso sexual en el trabajo, y nadie, ¡NADIE! Lo defiende… Desde aquí mi mas sincero apoyo.
Amigo mayordomo (desconozco tu nombre), no te dejes agredir por las tres jacas del anuncio. Sólo te ven como un objeto, y no ven que debajo de tu levita, tus músculos de gimnasio, tus nervios y tendones… hay un esqueleto de calcio como el de todos los mamíferos, y un alma.

Espero que alguna asociación te defienda pronto, como a las chicas de anuncios de Heineken, a las recogepelotas de Madrid, etc... retiren el anuncio, y ...

te dejen sin curro?

ooops.

Nota: No añado imagen del mayordomo para respetar su intimidad y evitar el acoso.

8 comentarios:

elena dijo...

Lo que daría por tener un pornochacho en casa .... pues si el mayordomo de Tenn se queda sin trabajo me lo mandas pa Madrid!!!

denke dijo...

Eres sexista, ¿lo sabes?

El mayordomo de tenn no es un pornochacho, es un joven que limpia casa para pagar las carreras universitarias de sus 15 hermanitos...

issis dijo...

me pagaría la vuelta a caballo por sabadell???

Joan dijo...

Todos los anuncios deberían incluir midget porn, imágenes del holocausto nazi y machetazos entre africanos fratricidas.

No queremos mierdas tipo kinder bueno ni señoras que se introducen dentro de las sábanas.

He dicho.

elena dijo...

De sexista nada!!! ya lo estoy viendo en casa haciendome la prueba del algodón .... jajajaja

tenblog dijo...

odio ese anuncio la verdad....cada vez que lo veo me pone enferma.
Es que si al menos se le viera al mayordomo que lo disfruta....buahj. Cada vez que veo a las tres pijas de mierda chorreando y desnudando ocn la mirada al pobre hombre me da una cosa.......

denke dijo...

Joan, ¿para cuando una denuncia en el tribunal de la Haya contra los anuncios de detergentes? Llevan años diciendo que lo dejan todo blanco y cada año se pisan la manguera diciendo "esta vez si, ahora lo dejamos blanco"...

elena, se te ve el plumero (y en tu mente se le ven mas cosas al pobre mayordomo)

tenblg, aún saldra el noseque de la "defensa de la dona" diciendo que retiren el anuncio por que ÉL las desprecia...

Harvester Of Sorrow dijo...

Imaginad que el anuncio es al revés: tres machos ibéricos vestidos en camiseta imperio (adornada, of course, con varios lamparones de una sustancia amarillenta difícil de precisar) invocan a una jamona para que les limpie el cuchitril, les ponga una birra y, ya puestos, que haga como que se caiga.

El spot no duraba ni 5 segundos. Ahora bien, como el deseado es un musculoso muchacho...

Los anuncios de detergentes son una invitación permanente a la querella. Si te están diciendo continuamente que AHORA sí que lavan blanco... ¿qué significa, que antes te estaban estafando?
¿Para cuándo un combate a muerte, cual par de gallos ciegos, entre el fulano del Cilit Bang y el Mayordomito de marras? Gore del bueno, señora...