Porque el mundo es bonito, hasta vomitar.

02 octubre 2007

Mayflower for free

Ayer en un vuelo de Alicante a Barcelona, ya tarde, unas amables azafatas paseaban un carrito de refrescos y panchitos a lo largo del estrecho pasillo del avión.
La historia no da para mucho. Ellas, con una sonrisa poco creíble, ofrecían refrescos y cacahuetes varios a los que viajábamos encajados en los asientos. Cuando llegó mi turno estuve a punto de ofrecerle, de modo muy caballeroso, que se sentase, que ya acabaría yo de ofrecer a los tripulantes de la nave espacial la comida liofilizada (si, me aburría y estaba incómodo).
En estas, le llegó el turno a un endormiscado señor de Barcelona, que despertando de su duermevela, solo acertó a contestar;

-¿Es gratis?-

A lo que la azafata con un mohín de despreció contestó:

-No-
A pesar de que en realidad pensó: -Pues claro que no imbécil-

-Entonces no gracias- Contestó somnoliento y educado.

Me hizo gracia. Primero por que exista gente que todavía espera que le regalen cosas en el avión. Y segundo por que si era gratis, si que le apetecían los sabrosos cacahuetes, pero si había que pagar por aquellas bolitas secas y saladas, no gracias.
Yo soy un amante de lo gratis. Como buen telespectador de teletienda, se apreciar una buena oferta de “algo gratis”. Y me vino a la mente mi estancia en el aeropuerto de Frankfurt.

Era yo un jovencito de 21 años, en pleno viaje, y con una espera de 4 horas por delante en dicho aeropuerto. Llegué a la sala de espera, dispuesto a dormirme o seguir leyendo, poco más, era pobre como una rata (poor as a rat) y no podía permitirme ir a comprar nada, y como iba cargado, tampoco era plan de moverme mucho. Me acomodé en la sala, era el único tarado que tenía que estar 4 horas ahí, así que pude dejar las bolsas en las butacas, e inspeccionar un poco. Para mi sorpresa, me encontré con una maquina de agua caliente, y una colección enorme de bolsitas e te de todos los sabores.
Yo no era muy aficionado al té (tampoco soy un gran consumidor hoy en dia), pero aquello amigos mios, ERA GRATIS! (y yo poor as a rat no lo olvidemos). Así que muy elegantemente me serví mi té, y me fui a tomarlo a mi asiento con el meñique levantado.



Pasaron las horas y por aburrimiento y la gratuidad del asunto seguí probando diferentes tipos de te. Como podéis imaginar, al ser gratis, los probé todos. Algunos únicamente un sorbo, lo justo para descartarlos e ir a por otro.
Para cuando empezaron a llegar los demás viajeros, yo ya esta innovando y creando nuevos sabores, mediante la mezcla de varias bolsitas en una misma taza.

Si cada té hubiese costado cinco céntimos de euro, todo eso no habría ocurrido, lo admito...

24 comentarios:

Folken dijo...

Pocas palabras hay más bellas que "gratis". Solo, quizás, si se convierte en complemento nominal para hablar de "dinero gratis".

En francia (en minúsuculas) me miran como si estuviese loco cuando pregunto si los caramelos de la recepción son gratis y similares... claro, aquí la palabra barato no existe, dicen "moins cher". Así les va.

denke dijo...

Cierto, que bonito es sentirse comprendido...

Por cierto ¿Que domonios hace ud que no para por casa?

Currymaedchen dijo...

ladron de te's, ende luego..... el sr folken es que está con los gabachooooos

ALOMA69 dijo...

En Boston reparten globos gratis a los niños.
Y por aquí tenemos la prensa gratuíta y creo que no se me ocurre nada más, ah sí, en los aviones de largo recorrido las comidas son gratis, mal andaríamos sino.

Saludos!!!

Africa dijo...

Y cómo te las arreglaste después de tanto te sin ir al lavabo?? Yo tengo esa maldita manía de levantar el meñique..que posh verdad?? Seremos pobres pero vaya estilazo tenemos!!

MaRiNa dijo...

claro que si, todo lo gratis se debe aprovechar, aunque estoy en completo desacuerdo con la gente que "como es gratis cojo 10" despues no les gusta y lo tiran a los dos metros.

Yo con el te tambien los hubiera probado todos. Me encanta!

AzRi3L dijo...

claro que si, y ante una aglomeración de gente siempre hay que efectuar la pregunta clave "¿regalan anglo?"

Claire dijo...

En los aviones empezaron a cobrar porque en un vuelo de 40 minutos había gente capaz de tomarse 5 cocacolas....

denke dijo...

yo admito que he decubierot una web, donde puedes pedir muestras gratis de mogollon de cosas. Si alquien la quiere, la colgare (pero que lo diga en publico!!) =P

y por cierto, como se nota que comentar es gratis.. eh?

Elena dijo...

Pues hace un par de semanas, volviendo de Málaga en avión empecé a sentirme fatal y le pregunté a la azafata si me podían dar algo. Ante el temor de una gran vomitona en pleno vuelo, muy amablemente me dieron una cocacola y claro, no me la hicieron pagar. En el próximo vuelo me haré la mareada, haber si cuela y me regalan otra. Ah, serías tan amable de decirme cual es esa web? y quién no es amante de lo gratis ...?

denke dijo...

Aqui esta es una parte del foro de la caja tonta...
Mola mucho, yo lo he probado!!!

http://cajatonta.tv/foros/index.php?board=31.0

(ahora no abuseis...)

denke dijo...

Also..

http://www.muestrasgratis.es/?gclid=CJPFi6Tz8o4CFQ_llAodB3-jIQ

aprendiza de risas dijo...

Para eso los abueletes y abueletas... ¡¡se ponen hasta el culo de pastelillos en las fiestas de los barrios, o de huevos duros, o de torta, o de lo que sea, con tal de que sea gratis.

Pero ellos vivieron la guerra y el hambre, ¡¡joder!!
Lo vuestro es de hacerse mirar, ¿einn?

estherisland dijo...

Yo siempre me llevo los jabones, champús, peines,limpiadores de zapatos, gorritos de plástico y los kits de coser de los hoteles...Y luego al cabo de los años los tiro sin casi nunca haberlos usado...puro vicio...
Ah y en la fuente de un pueblo de Almería ponía un cartel: "Por favor, rogamos no llenen más de 5 botellas..." ¡¡¡Agua gratis!! No la mierda de Font agudes del mercadona de los cojones...aixx....
muaks nene!!

esteve dijo...

les sales vip dels aeroports s'apropen a la meva definició de paradís... :)

el meu dit petit també es posa erecte quan bec... quines manies oi?

tia cookie's dijo...

Lo del dedo, juro que no es de familia debe de ser una malformación. Pero yo me pregunto? como fuiste al baño tan cargado? yo me tomo todo ese té y me doy la vuelta cual pulpo en pleno vuelo...Yo también me llevo las cosas gratis de los hoteles, y luego no se porqué me las he llevado, un desastre esta adición a lo gratuito...tan nuestra!

denke dijo...

yo donde soy peligroso es en Andorra.
(Toda la Galia esta ocupada? toda? no, un pequeño pueblo se resiste a base de vender tabaco)
En ese pueblo, te regalan cosas hasta cuando compras el pan. Resultado, compro mil cosas innecesarias (six packs de cervezas, tabaco (no fumo) etc.. para que me regalen neveritas portatiles, linternas sin pilas y demas chorradas...

retinorama dijo...

Lo que es para morirse con esto de la comida gratis son las ferias de muestras. Yo he llegado a ver a una se�ora meterse en mi stand, coger un mini calamar relleno del expositor y meterselo en la boca tranquilamente y sin ningun rubor...hasta que se dio cuenta que lo que vendia era comida congelada...todavia tienen que dolerle los dientes, que la jodia ni lo escupi�

En alimentaria, a ultima hora, hay ostias...os lo digo yo, que tengo que alejar a la jauria de jubilaos con bolsitas de cacahuetes.

issis dijo...

odio la cara que ponen las azafatas. antes eran unas señoritas amables que hacían de todo para que te sintieses cómodo, ahora son vendedoras aereas.

e dijo...

tiene toda la razón. es mejor dedicarse a disfrazar la frustración de cada día con palabras.

salud(os)

pcbcarp dijo...

Eso de los dispensadores de agua hirviendo para el té, me sorprendió mucho la primera vez que me monté en un tren soviético. Eso sí: se suponía que el té lo ponías tú.

issis dijo...

denke, necesito recordar una canción que recomendaste para una noche de sexo salvaje.

es para un corto. ¿pq no te lo lees y me dices si te acuerdas?

Folken dijo...

Yo amo tanto lo gratis que estoy en Francia defendiendo a la humanidad de los ultracuerpos y las moscas blancas Belcebuinicas suplantadoras GRATIS (exclamacion)

aiguamarina dijo...

si, esos campeones, que hacen cola, para algo gratis, como este vernes por la tarde;

Feria de mmmm ( nidea, había de todo un poco y la entrada gratuita ) paraditas de productos naturales, de diferentes comercios de la ciudad y un stand, donde regalaban un "LLapis" previo registro...
Dos azafatas muy atentas, medio explicaban para que era la cola a quien hacía cara de no entender, pues fijate que cuando ibamos a registrarnos, se fueron 7 personas de delante nuestro... de verdad que la abuela que reñía a su marido, hacia cola por un lápiz?
cuando mis hijos trajeron lápices, bolígrafos y chuches de todas las paraditas mientras haciamos cola...

Claro que la señora no tenía correo electronico... ni interés en tenerlo, bueno, era un "lapis " electrónico, jejejeje

Visitaré la web que dices, sip.

De todas maneras, esa necesidad de acaparar, creo que la hemos absorvido de los padres, mi madre aún dobla cada una de las bolsas de plastico que entran en su casa, aunque al cabo de los años deba tirar las de abajo, por que se quedaron pegadas.
Creo que no está de más hacer el esfuerzo de pensar si tiene utilidad eso de lo que nos apoderamos, sea comprado, encontrado, gratis o mangao :)

Un besote!!!